fbpx

Actualidad Vida laboral

Salario emocional: por qué es vital que una persona se sienta a gusto en su trabajo y cómo lograrlo

Hay ciertas condiciones que las empleados valoran positivamente en su ámbito laboral y que tienen el mismo peso que lo económico. Según los especialistas en RRHH, el salario emocional es un conjunto de razones no monetarias por las que toda persona trabaja contenta y motivada. El debate

En promedio, una persona destina más de 40 horas semanales a su trabajo, quizás más. Y a pesar de que muchos pueden dejar atrás su empleo cuando termina el horario laboral, otros tantos no pueden desconectarse a tiempo, lo que genera que la persona no pueda cortar con sus tareas laborales ni aprovechar del tiempo libre.

Al factor de cuánto destina cada individuo en su trabajo, hay otro que se suma: el bienestar. Aunque no es algo tangible, su percepción es sólida y determinante: un empleado feliz trabaja mejor. Y la mejor definición que engloba este termino es el del salario emocional.

“Definimos el salario emocional como un conjunto de razones no monetarias por las que toda persona trabaja contenta y motivada, permitiendo compaginar y conciliar su vida profesional y la personal de la forma más cómoda posible para cada uno, ya que tales razones inciden directamente en el nivel de compromiso y motivación de las personas”, aseguró a Infobae Diego Ortega, especialista en recursos humanos.

Un empleado feliz se desempeña mejor que aquel que no se sienta a gusto en la organización (Shutterstock)
Un empleado feliz se desempeña mejor que aquel que no se sienta a gusto en la organización (Shutterstock)

En este contexto, el salario emocional constituya la lista de condiciones que la persona valora positivamente de la organización al margen del sueldo. De este modo, es un reaseguro de la persona al elegir adecuadamente la organización. Para Carlos Contino son todas las retribuciones no económicas que implementa una organización con el propósito de impactar positivamente el clima organizacional: “Básicamente no tienen una importante significación económica, apuntan a mejorar la calidad de vida laboral”.

La importancia de un buen salario emocional

La felicidad laboral de un empleado, permite que esté en armonía emocional y, por lo tanto, a gusto con la organización, esto lo hará más innovador fomentando equipos más productivos y comprometidos. Por lo tanto, contar con equipos felices y comprometidos en las empresas, tiene entre otras cosas un impacto positivo en el ausentismo de los empleados.

“Hubo un tiempo en el que la gente pensaba que el dinero era el aspecto más importante al decidir un trabajo. Pero eso está cambiando. No decimos que el dinero ya no es importante, decimos que con eso solo no alcanza. Las personas somos seres emocionales, por lo que la fidelización viene de la mano de aspectos que trascienden lo estrictamente económico. Las empresas toman nota de esto y actúan en consecuencia ya que solo dan lo mejor de su talento cuando están en ambientes laborales positivos, en un ambiente de bienestar”, enfatizó Contino.

Es importante en la rutina detenerse a pensar cómo mejorar el salario emocional de las personas (Shutterstock)
Es importante en la rutina detenerse a pensar cómo mejorar el salario emocional de las personas (Shutterstock)

Lo cierto es que la vorágine de la rutina no permite muchas veces que la persona se detenga a pensar en cuánto vale su salario emocional o qué tan valioso es, pero es necesario que así sea. “En un día a día laboral, donde se comparte gran parte del tiempo con diversas personas que tienen distintos gustos y personalidades, hacen que se produzca una mezcla de sentimientos muy intensos, lo que conlleva a un desgaste emocional, sin embargo, es posible lograr un equilibrio a través de diversas herramientas, por ejemplo el reconocimiento de logros y el trabajo bien hecho. Un feedback hacia el empleado, es fundamental para conseguir incrementar la motivación del mismo en la organización”, aseguró Ortega.

Por su parte Contino dijo que lo emocional es una característica propia de las personas, por ende está siempre presente: “Sus contribuciones, productividad y fidelidad estará siempre en línea con lo que la empresa entregue. De ahí viene la importancia de monitorear mediante periódicas encuestas de clima organizacional lo que la gente siente y piensa acerca de las políticas de la empresa, y poder así desde las áreas de recursos humanos, diseñar las acciones de mejora necesarias”.

De este modo, algunos de los ítems más valorados por los empleados que suman en el salario emocional son:

  • Horario flexible
  • Horario de verano
  • Home office
  • Días libres
  • Los viernes se sale antes
  • Mas días de vacaciones
  • Día de cumpleaños
  • Almuerzo
  • Vestimenta casual
  • Gimnasio | Yoga
  • Corner de refrigerio
  • Estacionamiento gratis
  • Día por motivos de salud
  • Clases de idioma
  • Asesoría en nutrición
  • Colonia de Verano
  • Guardería mascota
  • Chequeos médicos adicionales.
  • Préstamos al Personal
  • Plan de retiro
  • Rotación de puestos
  • Visitas / Asados en Familia
  • Comunicar mas sobre la Empresas
  • Visita a clientes claves
  • Licencia Por Paternidad
  • Siesta laboral
  • Juegos de salón
  • Venta con descuentos productos empresa

Fuente: www.infobae.com